November 30, 2016

Cómo bajar tu factura de energía un 50%

Foto: Frank Polich/Getty Images
Nuestros consejos te pueden ayudar a cortar tu cuenta de energía a la mitad ¿Sabías que con solo cambiar los bombillos regulares por bombillos LED te ahorrarás más de $125 en tus cuentas de la luz?. Según Consumer Report estos 7 tips reducirán tu factura un 50% . Revisa también las recomendaciones que nos hacen sobre algunos “ahorradores de energía” que tienes que evitar, para que no caígas con  la publicidad engañosa.

Foto: Melanie Conner/Getty Images

1. Busca una auditoría

Los contratistas de rendimiento del hogar hacen un examen de aire desde la puerta, usan cámaras infrarrojas para determinar si tienes fugas de aire, revisan la calefacción y el aire acondicionado y analizan tus recibos de la energía. Estas auditorías pueden costar desde $250 hasta $800, dependiendo del tamaño de tu casa, pero puedes recibir una bonificación estatal. Por ejemplo en Nueva York, se ofrecen auditorías gratuitas a la mayoría de los propietarios.

Ten cuidado con: las compañías de mentiras, hay contratistas que te prometen reducir tus gastos pero desaparecen apenas les pagas. Busca un contratista certificado por el e BPI (Building Performance Institute) así estás seguro de que estas pagando por un servicio honesto.

Foto: Max Whittaker /Getty Images
Foto: Max Whittaker /Getty Images

2.Tapa las fugas de aire

Muchas casas tienen pequeñas fugas en la base, en las paredes y techos que pueden dejar salir tanto aire caliente (o frío en el verano) como una ventana abierta.

Puedes sellar ciertas partes tú mismo, como en las ventanas, puertas y tomas eléctricas; solo necesitas masilla, sellante expandible y tirillas sellantes. El sellante y el aislante que se encuentra en los ductos es mejor dejárselo a los expertos pero puede reducir tu cuenta de energía hasta $400 al año. Las bonificaciones te pueden ahorrar parte del trabajo también, solo ve a dsireusa.org para más detalles.

Ten cuidado con: las compañías de ventanas que te venden a la fuerza. El año pasado la comisión federal de comercio le pidió a 5 compañías para que dejaran de prometer a sus clientes un ahorro del 40 por ciento o más en las cuentas de la energía si cambiaban las ventanas. Un ahorro de 7 al 15 por ciento es más realista. Nuestras pruebas demuestran que las ventanas eficientes se pagan a sí mismas después de 20 años.
3. Revisa tus consumos de energía

Llámalo un efecto de control de vatios: Los consumidores que saben cuanta energía están usando y cuanto les va a costar, terminan consumiendo un 7% menos que aquellos que solo pagan los recibos. Al menos 40 compañías eléctricas tienen un plan que les permite a sus clientes revisar el consumo de energía, ve a greenbuttondata.org para ver si tu compañía de servicios participa.

4. Instala termostatos programables con Wi-Fi. Estos hacen que el uso de energía sea más transparente y conveniente. Esto es encima del 10% que ahorrarás automáticamente al ajustar la temperatura de tu casa cuando estás afuera o vas a dormir. El Nest Learning Thermostat, $250 se programa solo basado en tus hábitos y preferencias. El Venstar ColorTouch, $170, Honeywell Prestige, $250, y Ecobee, $300, son fáciles de usar..

Ten cuidado con: las compañías de energía que prometen grandes ahorros con un medidor inteligente. Sólo ahorrarás si te ofrecen tarifas de uso en horas no pico, que te permiten ahorrar si utilizas tus electrodomésticos que más consumen en horas de poco gasto energético, pero solo un bajo porcentaje tienen acceso a esta opción.
5. Renueva tus electrodomésticos

Cambiar un refrigerador de 15 años por uno que sea eficiente te puede bajar hasta $60 en tu cuenta eléctrica. Una lavadora frontal puede ahorrarte otros $130. Un estudio reciente descubrió que los electrodomésticos eficientes pueden son mucho más económicos que los demás sin costar mucho más.

Ten cuidado con: los electrodomésticos que dicen ser eficientes pero no tienen el certificado. Muchos electrodomésticos tienen Wi-Fi integrado y te permiten revisar el estado de tu ropa desde tu teléfono, pero no van a bajar tus cuentas al menos que tengas una tarifa especial para las horas no pico.


Foto: Frank Polich/Getty Images

6. Utiliza un calentador de agua híbrido

Si tu calentador de agua está cercano a su tiempo de uso, 13 años en promedio, cambiarte a un calentador híbrido puede bajar tu cuenta alrededor de $350 al año. Se combinan un calentador eléctrico con una bomba de calor que captura el calor del aire. En promedio te puedes ahorrar un 60% en tu cuenta comparado con un calentador eléctrico. Si tu calentador es de gas, deberías dejarlo ya que este es mucho más económico. Puedes recibir $300 de crédito federal lo que hace que el calentador se pague a si mismo en 5 años. Lo único es que generalmente deben ser instalados en una habitación de al menos 12 x 12 pies con un techo de al menos 7 pies para capturar suficiente calor del aire.

Ten cuidado con: los calentadores sin tanque que te prometen grandes ahorros y agua caliente interminable. Descubrimos que son difíciles de instalar, costosos y pueden limitar el uso de agua caliente en los hogares más grandes.
Revisa los bombillos LED

Los bombillos LED son lo último en tecnología, superan a los bombillos incandescentes en casi todo, tienen una vida más larga, luz con mejor calidad y mejor regulación de intensidad. Lo único malo, es el costo por bombillo que pasa de $1.25 a $18 mínimo por un bombillo de 60 Watt. Pero incluso con los precios elevados por bombillo, el ahorro en tu cuenta de energía es notable.

Ten cuidado con: Las bombillas de luz tenue, no todas las bombillas son iguales y hay muchas marcas que no tienen buenos resultados, investiga antes de comprar.
7. Considera nuevas alternativas

Cada vez son más populares las nuevas alternativas de obtención de energía, y los créditos en los impuestos para energía renovable hacen de esta opción algo cada vez más atractivo. Bombas de calor geotermales son instaladas en más de 50,000 hogares al año en los Estados Unidos. Estos sistemas utilizan la temperatura constante para producir calefacción, aire acondicionado y agua caliente. Con un costo promedio de $17,000 pueden sonar como un elemento costoso, pero se recupera su costo en unos 5 a 10 años.

Otra alternativa es la energía solar. Pero el elevado costo inicial de $20,000 en promedio, ha creado un nuevo mercado de arrendamiento de paneles solares, le pagas el alquiler a una compañía pero su costo mensual es más bajo que el de la energía regular.


Foto: Melanie Conner/Getty Images

Ten cuidado con: las ofertas increíbles. Consigue presupuestos de al menos 3 contratistas. Si vas a rentar, asegúrate de que te garanticen una tarifa fija por lo que dure el contrato. Las compañías prestigiosas van a cubrir cualquier daño a tu propiedad que ocurra durante la instalación así como reparaciones regulares y mantenimiento. Asegúrate de que el contrato tenga claras las opciones en caso de mudanza y las opciones cuando se venza el contrato, los arrendamientos usualmente se pueden transferir a los nuevos dueños o tu compañía puede reinstalar el sistema en tu nueva casa a un bajo costo.

No comments:

Post a Comment

Comente esta noticia aqui