March 22, 2014

Convergencia y elecciones

Habrá que olvidarse de las siglas y la franquicia del PRD. El tiempo dirá si vale la pena recuperarlas. La decisión de formar una coalición de partidos, frentes de masas y asociaciones profesionales, etc., es una decisión política acertada.
Nadie tiene dudas de que el PLD no permitirá, dado el control de los poderes públicos, en especial del Tribunal Superior Electoral, que el PRD pase a sus legítimos dueños. Mantendrá al decano de los partidos en manos de los traidores que encabeza Miguel Vargas, por aquello de que, “divides y vencerás”, no importa el precio. Si tiene que darle otros 15 millones de dólares a Miguel se los dará, si es que no lo ha hecho. (Barato me lo hayo),

Las encuestas dicen que los traidores del PRD tienen menos de un diez por ciento; el resto corresponde al verdadero y genuino PRD que encabezan Hipólito Mejía, Luis Abinader, Andrés Bautista, Milagros Ortiz Bosch, Hugo Tolentino, Geanilda Vásquez, César Cedeño, Esquea Guerrero, entre muchos otros. Ese sector puede potencializarse rápidamente en términos populares formando estructuras sólidas en todo el país, para hacer oposición no solo con denuncias y propuestas, sino con la gente luchando por sus reivindicaciones más sentidas.
Hipólito como candidato presidencial y Luis de vicepresidente, respaldado por la mayoría del PRD obtuvieron, pese a la traición de Miguel, del uso de los recursos del Estado (más de 50 mil millones de pesos), del fraude, y del papel claramente parcializado de la Junta Central Electoral, un 47 % de los votos. ¡Que nadie olvide ese dato! ¡Un 47 % con la prensa, la iglesia, las Fuerzas Armadas, la Policía, el Ministerio Público, Miguel, Leonel, Danilo, el PLD, etc., en contra!
Una coalición de las principales organizaciones políticas y sociales del país, encabezada por esa mayoría, tiene todas las de ganar las elecciones del 2016 si hace lo que tiene que hacer, logrando la presidencia de la República, el Congreso y las alcaldías, para luego convocar a una Constituyente que produzca el marco legal para transformar el país.
La Convergencia por un mejor País será una realidad próximamente en todas las provincias y municipios, distritos, parajes, barrios, escuelas, universidades, iglesias, etc., hasta convertirse en la fuerza opositora que podrá desplazar al gobierno del PLD del poder.
La Convergencia escogerá como candidatos, a los mejores hombres y mujeres en cada demarcación. No puede haber sectarismos, ni mezquindades. Las agendas individuales que tanto daño le hacen al PRD tendrán que posponerse en algunos casos. Es un deber patriótico expulsar del poder al PLD. Y eso solo se logra con la unidad del pueblo. Y el pueblo no es sólo el PRD mayoritario.
Los diputados, alcaldes y regidores actuales del PRD que desean reelegirse deben saber que sólo podrán lograrlo si aparecen en la boleta de la Convergencia, pues de lo contrario perderán, pues Miguel continuará disminuyendo. No es inteligente poner en manos de Miguel ninguna carrera política, ni un liderazgo bien ganado.
Me temo que el PRD de Miguel, Leonel y Danilo no alcance ni siquiera un 5 % de los votos aunque le inyecten la mitad del presupuesto nacional.
El PRD de Miguel, Leonel y Danilo puede hasta perder su personería jurídica ante la JCE. Es por eso que la Convergencia es el instrumento ideal para canalizar, en un ambiente democrático, no dictatorial, las aspiraciones a cargos congresuales y municipales.


Apostar a la Convergencia, que apostar a la unidad y al triunfo, es lo que debe hacer todo buen dominicano, todo buen perredeísta. Lo contrario es fortalecer al enemigo y apoyar a los traidores, que, como dice el pueblo, “no pagan ni con la muerte”.

No comments:

Post a Comment

Comment this new here / Comente esta noticia aqui