January 4, 2014

Alcalde: "Lawrence siempre ha sido una ciudad de inmigrantes y su avance y expansión será una realidad con la comunidad hispana"


La Senadora federal del estado de Massachusetts toma juramento al nuevo alcalde de Lawrence Daniel Rivera
Discurso traducido por: Ing. Theodoro Rosario, MBA
Muy Buenos Días! Gracias por estar aquí y por desafiar las inclemencias del tiempo con este insoportable frío. Gracias al presidente del Consejo Municipal Modesto Maldonado y a mis colegas, regidores, a los comités escolares y los funcionarios del Estado. En especial, quiero agradecer a la senadora Elizabeth Warren y la congresista Niki Tsongas, quienes nos han demostrado que el coraje político no es una aparente contradicción, sino más bien, un asunto crucial para que las personas en posiciones de poder arriesguen su propia suerte a la de los candidatos más desvalidos con la finalidad de ayudarles a ganar, para asegurar que se ejecute el progreso político. A ambas, muchas gracias!
Gracias también a los miembros de la audiencia, que en nuestra campaña electoral aguantaron letreros, hicieron llamadas telefónicas, ayudaron a recolectar y aportaron recursos económicos, tocaron puertas y acosaron a miles de votantes. 7,628 votantes, para ser precisos!
Muchísimas Gracias. Sin la ayuda de ustedes nada de esto hubiese sido posible!

Hoy me presento ante ustedes como el Alcalde de la ciudad de Lawrence. Es importante, en momentos como este, que recordemos cómo llegamos a este lugar en la historia. Desde los tiempos de los nativos americanos que vivían a lo largo de nuestros ríos hasta los primeros colonos del Valle del Merrimack que vinieron en busca de libertad religiosa y se asentaron en las tierras desiertas de Nueva Inglaterra. Igualmente, debemos recordar a todos los inmigrantes que llegaron a Lawrence a través de los siglos en busca de mejores oportunidades económicas. Desde los italianos, irlandeses y polacos que vinieron a finales del 1800 y principios del 1900, hasta los  puertorriqueños, dominicanos y centroamericanos que lo hicieron en décadas más recientes. Siempre hemos sido una comunidad de inmigrantes, una verdadera puerta de entrada al sueño americano. Siempre debemos honrar todos sus sacrificios y esfuerzos para asegurar que sigamos siendo esa puerta de enlace. Y como alcalde es mi compromiso hacer precisamente eso.

En la historia de este país, un gran avance y una gran expansión sólo han sido posibles gracias a las comunidades y grupos de personas que han tenido el valor de tomar medidas audaces e intrépidas. Esto no es diferente de lo que va a suceder en Lawrence. En la historia de Lawrence, una vez alguien observó el rugiente río Merrimack y dijo: “Dejes que estas aguas sean el combustible para las turbinas de nuestras fábricas”. Entonces, ejércitos completos de albañiles construyeron complejo tras complejo, fábricas de ladrillo para apoyar la industria mundial textil y de prendas de vestir. En el afán de controlar el río para aprovechar esa energía se construyó la gran presa de piedra.
Si uno mira hacia atrás, en un momento en la historia de Lawrence tuvimos la presa más grande del mundo, la mayoría de las fábricas del mundo, y aún hoy en día la segunda mayor torre de reloj en el mundo,  sólo detrás de la Big Ben de Londres. Así es que cierre sus ojos y piense en eso. ¿Puede imaginar al Lawrence de hoy poseer algo que se consideraría lo más grande del Estado de Massachusetts? Lo más grande de Nueva Inglaterra? ... ya no importaría que tuvieramos lo más grande o mejor del mundo. ¿Se imagina?

Pues bien, la realidad es que debemos imaginar eso. Porque entonces, en ese mismo momento el futuro se hizo presente, aquí en Lawrence. Ahora, hoy mismo, esa debe ser nuestra tarea: la mía como alcalde, la suya como funcionario electo, y conciudadano. Es nuestro trabajo hacer que el futuro, una véz más se haga realidad aquí en Lawrence.

Pero para ello debemos ser valientes. Seremos audaces en hacer nuestra ciudad más segura. Vamos a empezar por encontrar los recursos necesarion que nos permitan entrenar y desplegar al menos 10 nuevos policías en los próximos 6 meses. También nos comprometemos a priorizar la busca de ingresos para aumentar el número total de agentes policiales todos los años, mientras tengamos la suerte de tener las riendas del destino de nuesatra querida ciudad.

Vamos a empezar a financiar parte de ese proyecto, mediante la disminución de la cantidad de oficiales superiores a un número que mejor refleje nuestra fuerza policial en términos de su número total de miembros. Vamos a patrullar más inteligentemente para reinstaurar las reuniones mensuales, denominadas "COMSTAT",  para asegurar que nuestra lucha contra la criminalidad se haga de forma proactiva y no reactiva, de tal manera que los criminales entiendan que vamos a ser más inteligentes que ellos y por demás, asegurar que no les quepa la menor duda de que serán detenidos si infringen la ley. Todo el mundo deberá saber que la anarquía en Lawrence no será tolerada. Incluso si esto significare la implementación de chequeos aleatorios para disuadir a compradores de drogas que vienen desde fuera de la ciudad para violar la ley. Igualmente implementaremos la mejor interacción posible con la comunidad para garantizar que tengamos las mejores de las relaciones con todas nuestras asociaciones de vecinos, y grupos comunitarios. Vamos a reorganizar nuestra división de Asuntos Internos para asegurarnos de que nuestras acciones oficiales de policía sean irreprochables. Y emplearemos el mejor jefe de bomberos y el mejor Jefe de la policía que podamos encontrar. Vamos a hacer de Lawrence una ciudad más segura y que nuestros departamentos de seguridad pública sean más disciplinados, mejor equipados y más eficaces. Tenemos que ser audaces en este ingente esfuerzo. Vamos a ser valientes en garantizar nuevos empleos y negocios para nuestra Ciudad.


Es vital reestructurar nuestros Departamentos de Desarrollo Económico, de Desarrollo Comunitario, y de Planificación y Servicios de Inspección, de cara al mundo exterior, ya que estos departamentos representan el peso de lo que ofrecemos a la comunidad de negocios y voy a presentar, naturalmente después de un proceso de consultas con la comunidad, ante el Concejo Municipal para su consideración, una propuesta audaz y transformadora que hará que nuestros departamentos de desarrollo funcionen a alta velocidad, sin que sus motores cedan al desgaste, con credenciales y experiencia personal calificada, que demuestren que los negocios en Lawrence son factibles, tanto a nivel regional, nacional e incluso a nivel mundial. Queremos ser su socio en el crecimiento de su negocio!. Diariamente, vamos a promover nuestras virtudes, anunciando nuestro orgullo de contar con una fuerza laboral dinámica, joven y entrenada, nuestra privilegiada ubicación con acceso a todas las modalidades de transporte, acceso a servicios de agua y espacio comercial a bajo costo. Alcanzaremos un punto donde la gente dirá que Lawrence es el lugar donde las cosas son posibles y realmente se hacen realidad.


Sabemos que no lo podemos resolver todo de un porrazo, pero vamos a ser inteligentes y audaces mientras trabajamos para lograr la instalación de más industrias que mejoren nuestra comunidad y por ende la vida económica y social de nuestra gente. Y al hacerlo, vamos a una vez más a integrarnos a la familia de las comunidades del Valle del Merrmicak en muchas actividades regionales que mejoran la suerte de toda la región.

Animaremos e incluso induciremos a los dueños de propiedades históricas en nuestra ciudad para que inviertan y asuman el riesgo de expandir y mejorar dichas propiedades, con el fin de atraer la industria. Todo está sobre la mesa a medida que trabajamos para atraer la industria y el empleo en Lawrence incluyendo, el uso de nuestra autoridad en la adquisición de terrenos  mediante expropiación forzosa. Tenemos que ser audaces, ya que el 14% de nuestra comunidad no tiene trabajo y es inaceptable no hacer nada para solucionar ese problema.

Apoyaremos los esfuerzos audaces en Educación que se están adoptando por el receptor Reilly y su personal capacitado en nuestro departamento escolar. Estoy seguro de que vamos a tener varios modelos nacionales de reforma de la educación cuando están ayudando a arreglar nuestras escuelas. Sin embargo, es un imperativo que tengamos un contrato firmado con nuestros maestros. Esto no es insignificante para el progreso que estamos observando en nuestras escuelas. No somos Wisconsin y el reto es que podamos dar a nuestros hijos una educación de primera clase y aún así tener un proceso justo que disponga cómo y bajo qué pautas nuestros maestros harán su trabajo.

Para asegurarnos, los profesores tienen que levantar sus voces y el sindicato debe jugar su papel. Sin embargo, creo que podemos y debemos unirnos. Voy a jugar un papel activo y comprometido como presidente del comité escolar, focalizado en el mejoramiento general de nuestra educación infantil. Porque no significaría nada recuperar el control de nuestras escuelas y satisfacer nuestro orgullo político sólo en detrimento del futuro de otra generación de jóvenes de Lawrence. Vamos a ser valientes en el trabajo de hacer de Lawrence una mejor ciudad. Desde las cosas que afectan negativamente la calidad de vida de nuestros vecindarios, hasta las cosas que nuestras pequeñas empresas necesitan para apoyar a cientos de familias que las dirigen.

Trabajaremos tenazmente para mejorar nuestra ciudad. Y en nuestro trabajo vamos a rescatar el orgullo de nuestra ciudad.

Sin lugar a dudas, queremos ser grande, pero para ser grande, otros deben señalar nuestros logros, en nuestro trabajo y etiquetarnos como tal, para de esta manera dejar saber a todos que somos Lawrence. Una comunidad que tiene y siempre tendrá una fuerte ética de trabajo, familias fuertes y un fuerte acento.
Aprendí cuando era un joven Boy-scout a hacer mi mejor esfuerzo para cumplir con mi deber y vamos a esperar que todos los trabajadores de la ciudad y todos sus residentes asuman la tarea de hacer de Lawrence una mejor ciudad haciendo lo mejor posible y cumpliendo con sus deberes.

Les aseguro que nada de esto será fácil. Que muchos nos dirán en el camino "no puedes hacerlo", Usted no va a hacerlo. Las probabilidades en contra son demasiado alta. Algunos señalarán que las fuerzas a las que nos enfrentamos para mejorar la ciudad de Lawrence son demasiado inteligentes, demasiado experimentadas y que nadie, jamás las habían vencido! ".

El ejemplo, lo podemos tomar de un pequeño grupo de nosotros que se propuso ganar la alcaldía hace más de un año con el trabajo tesonero. El tipo de personas tranquilo, pensativo, y sin temor puede conquistar cualquier desierto, cualquier océano, cualquier río rugiente, e incluso ganar una campaña para cambiar una ciudad. Sólo tienes que trabajar.
Así que, a trabajar!

Muchas Gracias!



No comments:

Post a Comment

Comente esta noticia aqui